La elección del cirujano plástico es algo que debe hacerse con mucho cuidado ya que de esa decisión depende el resultado que uno busca. En la actualidad hay un auge de cirujanos estéticos dedicados a realizar cirugías plásticas cosméticas, muchos de los cuales no tienen un entrenamiento quirúrgico idóneo y que basan su práctica quirúrgica en cursos de algunas semanas o meses de duración.

El factor más importante que debe considerarse para elegir un cirujano plástico calificado y competente es la certificación de Postgrado Universitario en Cirugía General y en Cirugía Plástica Reparadora y Estética. Estas certificaciones acreditan que el médico ha sido preparado y entrenado en la especialidad de Cirugía General que es requisito indispensable para acceder a la especialidad de Cirugía Plástica Estética y Reconstructiva, significa que dicho profesional ha pasado exámenes orales, escritos y prácticos rigurosos para llegar a ser especialista.

Es fundamental que el paciente se informe sobre el o los procedimientos en el cual está interesado y pregunte todas las alternativas disponibles y las posibles complicaciones. Cada caso es particular y requiere un estudio individual, lo importante es que el cirujano determine lo mejor para cada caso ajustando el procedimiento a su anatomía y a sus necesidades estéticas. También se puede consultar sobre las experiencias de pacientes que se hayan sometido al procedimiento y cuáles fueron los resultados obtenidos.

Una vez que uno se ha decidido por el profesional indicado, es recomendable consultar también con otros profesionales para obtener una segunda opinión. Se recomienda no elegir a un médico por anuncios publicitarios y ser cauteloso si un médico sugiere cirugías adicionales, múltiples o sobrepromete.

El cirujano no debe minimizar los procedimientos, ni el tiempo esperado de recuperación o las posibles complicaciones, ocúpese de buscar un profesional que le brinde el tiempo suficiente para discutir sus expectativas, perfeccionista, con ojo crítico y artístico, que le explique las limitaciones y le ofrezca seguridad y confianza.

Es importante recordar que la cirugía estética no existe como especialidad sino que es uno de los campos de acción de la cirugía plástica, estética y reconstructiva, según el programa de formación de dicha especialidad médica, por lo tanto desconfíe de quien afirme que sólo es cirujano estético. Lo primordial para asegurarnos de evitar complicaciones innecesarias y obtener un buen resultado es ponerse en manos de un cirujano plástico que ademas de cumplir con los requerimientos obligatorios nos ofrezca un respaldo y garantía de su actuación con instalaciones que estén a la altura y con el apoyo además de un equipo humano igualmente calificado.

Lo que mis pacientes opinan: